¿Existe un complot de la Junta contra Salamanca?


La Junta de Castilla y León ha establecido el borrador de las nuevas normas de cara a regular los horarios de los bares, pubs y discotecas nocturnos en la Comunidad Autónoma. Éste establece unas restricciones de horarios tan estrictas que nos preguntamos si realmente es una medida que espere sacar algo de provecho o si su único fin es el de perjudicar a una ciudad como Salamanca que vive en buena parte de este tipo de ocio, siendo famosa en el mundo entero la capital charra por su fiesta nocturna y especialmente ésta entre semana, que es cuando salen exclusivamente los universitarios de fiesta. Por todo ello, nos permitimos hacer la pregunta de si la Junta quiere acabar con la universidad más antigua de España y con buena parte de la economía de su ciudad.

Son varios ya los desplantes que ha hecho la Junta a la universidad salmantina, primero no financió la construcción del Campus Unamuno como había hecho con los campus nuevos de las universidades de Valladolid, León y Burgos (con la deuda que ello viene acarreando a la Usal y su limitación de crecimiento por esa deuda), este verano para un mismo máster destinó incomprensiblemente el doble de financiación a la universidad de Valladolid que a la de Salamanca, y ahora pretende vaciarla de estudiantes ahogando la fiesta universitaria salmantina (que, no nos engañemos, resulta un atractivo añadido muy importante de cara a que muchos estudiantes Erasmus y de otras zonas del mundo decidan solicitar sus becas con destino a la Universidad de Salamanca).

Por todo ello, pedimos se replanteen estos horarios, y preguntamos a la Junta: ¿Qué tenéis en contra de Salamanca? ¿No habéis tenido suficiente son maltratar a la provincia charra en los presupuestos de la Junta para el próximo año? Y es que por cada paso que Salamanca intenta dar hacia adelante la Junta le empuja a la provincia dos hacia atrás. Basta ya de discriminación y ninguneo hacia Salamanca. ¡Basta ya!